Cine. RAFAEL LÓPEZ: “El tormento y el éxtasis” de Carol Reed.

Presento esta semana una película sobre Miguel Angel Buonarotti, el genial artista florentino del siglo XVI. La acción pivota sobre una de sus obras más emblemáticas La Capilla Sixtina y se titula “El tormento y el éxtasis”, dirigida por Carol Reed. Esta producción del año 1965 está protagonizada por  Charlton Heston y Rex Harrison en los papeles de Miguel Angel y al papa Julio II respectivamente, y acompañados por un elenco de compañeros de profesión, principalmente italianos, entre los que destacan Harry Andrews y Adolfo Celi. 

La película es bastante larga, son 138 minutos que considero excesivos amén de excesivamente cercanos al documental, sobre todo en el arranque. De cualquier manera ofrecen una correcta aproximación a la figura de Buonarotti, cuyo mal carácter fue legendario, al igual que su brutal talento creativo especialmente en la escultura, pero igualmente sobresaliente en la pintura y la arquitectura. Esa ‘terribilitá’ suya, marca de la casa, ha quedado como un legado artístico intemporal. 

Les relatare, a continuación, las dos partes de la cinta que más me gustan y que están muy relacionadas: la primera es cuando enferma Miguel Angel y va a verle el papa con la malvada intención de motivarle para que vuelva al trabajo, y le dice que cuide su salud y que no se preocupe porque seguirá con el techo de la capilla el gran Rafael, y cuando se ha despedido sale de la estancia y le dice a la amante/enfermera del artista, cuando están solos, “lo que tiene Miguel Angel en las venas no es sangre, sino pintura”; la otra escena es, ya casi al final, cuando el papa esta ya desahuciado médicamente y Miguel Angel va a verle para pedirle permiso para volver a Florencia y dejar inacabada su obra, lo que provoca una enérgica, e insospechada, reacción del papa, quien se recuperará cuasi milagrosamente. En fin, creo que lo mejor es que la vean (confío que no se les produzcan frecuentes interrupciones como a mi), y saquen sus propias conclusiones.

https://gloria.tv/post/FRmndhvLh4Xa3HXCbQpeFWAUy

He elegido esta película porque está semana quería hablar sobre el arte, ya que ando más “cabreado que un rino con hernia” con la concesión del premio Princesa de Asturias de las Artes a una tipeja, Marina Abramovic o algo así, que tiene de artista lo mismo que yo de monje tibetano. La semana pasada mi Compañera Karen realizó un excelente artículo sobre la susodicha (lo pueden encontrar rápidamente entrando en su “oficina” del edificio bloguero de don César ubicada en la Categoría © KAREN GARCÍA Theatrum mundi). También mi querido Luys Coleto, por esas mismas fechas, buceaba en las tenebrosas aguas de los bodrios satánicos de la mentada, y, al final del texto, les dejo un enlace de un artículo de Nuria Richart, en Libertad digital, donde también “retrata” a ésta advenediza “vendealfombras” pseudoartista.

Me violenta que la mediocridad y la estupidez adquieran una pátina de calidad, sea en las artes o en cualquier otro aspecto del ámbito del conocimiento y la sensibilidad humana, sólo porque la decadencia de la sociedad actual imponga “artistas e intelectuales” a la medida de la podredumbre antropomorfa que habita el planeta. 

No me considero una persona con unos conocimientos notables para valorar el Arte, pero tampoco los tengo sobre cine o música y eso no evita mis “impudicas” recomendaciones semanales. Creo que, como la mayoría, he leído algún libro, visto documentales y películas que tratan la cuestión del arte, sus formas y manifestaciones, así como su evolución histórica. Con este bagaje afirmo que siempre ha habido épocas de decadencia en el arte, pero no conozco ninguna en la que se haya producido una con niveles tan altos de degeneración artística, ni tan yerma de talento como la actual. Ahora lo grotesco marca tendencia en el arte, cuando no se naturaliza al mismo insulto como “muestra artística”. Recientemente leí en El Correo de España una noticia muy reveladora (les adjunto el enlace después del nombrado anteriormente), en el se mencionaba que tres pinturas iban a ser trasladadas al Valle de los Caídos para “resignificarlo” y esas chorradas que dicen los siniestros socialcomunistas. Pues las tres obras en cuestión son de una zafiedad y mal gusto (amén de irrespetuosas, y sacrilegas) lacerantes, pero como aquí todo lo que sea ir contra el legado de Franco, contra España, y contra la Iglesia, vale, pues adelante con los tarados que realizan tales “obras de arte” y los que las legitiman. 

En lo que a mi respecta, y ya para concluir, habrán observado que ni me he atrevido a realizar comparación alguna entre el gran Miguel Ángel y ésta presuntuosa de tres al cuarto, pero si me atreveré a realizar un convencimiento: para malfurnir (es una palabra de mi tierra equivalente a malgastar) el premio, como lo van a hacer, más les hubiera válido concedérselo a alguien que sí valiera la pena, como por ejemplo a don César. Los contenidos de su libérrimo blog, y la obra audiovisual ajena a él, tienen mucho más de artístico que las ‘performances’ de ésta individua, porque además de su cómodo, sencillo y gratuito acceso ofrece materiales honestos de primer nivel. El blog, ese edificio armonioso construido por voces “desafinadas” es, para mi, una cuasi obra de arte. Además sólo por ver, y oír, a don César en un brillante (creo que también hilarante) discurso de “merecimiento”, con esa poderosa voz y excelente dicción, valdría la pena la concesión. 

https://www.libertaddigital.com/cultura/arte/2021-05-17/nuria-richart-marina-abramovic-premio-princesa-de-asturias-de-las-artes-cuando-la-critica-renuncia-al-criterio-6756484/

https://elcorreodeespana.com/sucesos/615506557/El-Gobierno-de-Pedro-Sanchez-resignificara-el-Valle-de-los-Caidos-con-arte-sacrilego-y-miente-sobre-su-coste.html

P.D.: ya tenía redactado este artículo cuando me entero de que le han concedido el Princesa de Asturias de Comunicación a una tiparraca del lobby abortista. 

Ante tamañas felonías más valdría cambiar el nombre de los premios de marras a “Princesa del masonismo y globalismo satánicos” ya que se ajusta mucho mejor a la realidad. 

Para ser ecuánime con mis queridos “malditos” (aunque, principalmente, sea para que no se me ponga requeteceloso el señor Coleto), afirmo que el premio ese de Comunicación se lo debían conceder  a don Luys, porque Él si comunica de verdad, su labor divulgativa es de primer nivel, y además desinteresada (no conozco a nadie que se aprete normas, y leyes, en el BOE para preparar sus artículos con el mayor rigor posible). 

Aunque escribió don César que Luys es abstemio, seguro que hasta ese “adicto” del café, como los lectores de este milagroso blog, conocen el término ‘postgusto’ para identificar las sensaciones que quedan después de haber ingerido (catado sería más técnico) un licor. Pues manifiesto que guardo, y guardaré siempre, el finísimo postgusto de los estupendos, y emotivos, artículos de Karen y César del pasado miércoles, 26 de mayo. 

Amén, y un ¡viva por los Autores de este blog!  

7 comentarios para “Cine. RAFAEL LÓPEZ: “El tormento y el éxtasis” de Carol Reed.”

  1. joseignacioh Says:

    No es nada nuevo lo del “arte decadente”…

  2. Aulicus Says:

    Don Rafael, compruebo que las provocaciones a sus dos compañeros de viaje en este blog han caído por el momento en saco roto. Desde luego, hoy se ha lucido al proponerles como candidatos al premio de la prinzesa. ¡Cómo engañan las apariencias! En cuanto a zesa o esa o como se llame, César, explicó las cosas con su característica maestría aquí https://cesarbakken.net/2020/10/13/articulo-abortista-divorciada-perrodista-republicana-y-reina-de-espana/

    Yendo a su recomendación filmica, más que en un documental pienso en uno de esos anuncios de viviendas de lujo sólo para vips. Éstos suelen ser unos horteras y todos los de su gremio comparten un punto en común que es jurar por el siguiente principio: cuánto más grande, mejor. Aquí voy a meter con calzo un refrán para César: “caballo grande, ande o no ande”. Así, el Papa, y se escribe con p mayúscula porque no hay hipermayúscula, es el supremo vip, es decir el hortera mayor del reino. El Papa es guerrero, claro, pues está en constante pugna con otros horteras de talla olímpica por ser el número uno mundial en la ostentación pública de poderío, aunque también podría ser la Lola Flores, lo digo por lo del poderío. Nadie le gana a nada, ni a hereje, pues comete la tropelía de hacer pasar la decadencia de sus lujos por una manifestación de la grandeza divina para mayor colleja intelectual a sus fieles vasallos. Difícil labor la del arte que ha de doblar el espinazo ante tal monumental falta de caridad. Ahora pienso en los millones de personas enjauladas en sus pisos y en los techos y parecedes desconchados que los envuelven y en que no hay oración que resuelva su desatención. Sin embargo, Dios sí mora en ellos.

    “Continuará” (o no).

    • Aulicus, ten en cuenta qué y quienes son la Familia Real espenola… y entenderás perfectamente sus premios. En la presentación de mi primer libro en papel “Príncipes azules y demonios de rabo largo” expliqué al público la estupidez del pueblo otrora español que ante la restauración borbónica decimonónica, no tuvo mejor idea que quitar los caballos de la carroza de Fernando VII y tirar de ella, obviamente por turnos y según la población, desde Francia a Madrid. “El deseado” se convirtió en el absolutista en cuando quitaron a los caballos del tiro… perdón, a los ciudadanos españoles.
      Es terrible lo que pasó, pasa y pasará en este país de imbéciles. Ahora parece que el congojavirus nos ha igualado con el resto del orbe… pero qué va!!!!! somos los más estúpidos que ha visto el sol.

    • Rafael López Says:

      Gracias por su comentario Aulicus.

      Para empezar, aprovecho la ocasión para disculparme por los errores ortográficos que pueda observar en mis artículos, tanto César como Luys conocen los motivos, y en su caso se los voy a mostrar dada la enriquecedora correspondencia que mantenemos a través de los comentarios del blog. Yo no dispongo de ordenador personal, ni equipos de similar potencia a efectos de creación de textos, mi único soporte técnico es un viejo smartphone sin tarjeta SIM y que sólo funciona con la Wi-Fi de mi casa. Los artículos los tengo que escribir a través de una herramienta que se llama Trello con severas limitaciones tanto para la extensión como en la edición de los textos. Los fallos en los signos de acentuación, de escritura y puntuación son derivados, en su mayor parte, a estas causas y también, porque no, a cierta indolencia mía. Pero no quiero parecer quejumbroso porque gracias a este dispositivo luciferino he conseguido mucho más de lo que hubiese imaginado.

      Siempre me gusta provocar a César y Luys, al primero le tengo preparada una buena en mi recomendación musical del lunes. Por supuesto subyace en esas amables, y pícaras, provocaciones el profundo respeto y afecto que tengo por ese par de “malditos”.

      Respecto a su opinión sobre la película, el arte en la historia ha ido de la mano del poder porque el artista no hace nada de “provecho” y necesita de la cobertura, en mayor o menor medida, de un mecenas para desarrollar su genio. En el paleolítico cuando se tallaban huesos o se realizaban pinturas en las cuevas (hoy se consideran muestras artísticas) dichas obras tenían una finalidad muy distinta a la que ha ido teniendo en las sociedades posteriores cada vez más complejas y más degradadas, también en el arte.

      Por supuesto que los Papas tienen en sus biografías acciones nada edificantes y de poca caridad cristiana, pero ellos son sólo hombres (no debe olvidarse esta circunstancia por más poder que hayan tenido). Por cierto Julio II tenía una gran barba.

      • Aulicus Says:

        Don Rafael, que es usted atento. No sé cómo me lo merezco. Advierto muchos errores de ese tipo, por todas partes, sobre todo, en mis mensajes, y no por eso abandono este blog. Ciertamente, no acudo aquí para revalidar mi bachillerato. Sus artículos son los más correctos, con permiso de sus benditos-malditos. No se sonroje por ello. Precisamente estaba yo pensando en ese tema y resolví que se trataba de una menudencia. En una foto de la portada reza el pie de foto “27 de frebero”. Puede que haya una razón para este error, pero sería un error aún mayor, un error absoluto zaherir a personas tan apreciadas por un vulgar signo tipográfico desplazado de su lugar. Nunca señalaré a ninguno de los autores por este tipo de faltas. Además de escribir es preciso corregir, y hacerlo a cuatro y a seis ojos, pero si dedicaran el tiempo necesario para ello no llegaríamos a tiempo de disfrutar de sus artículos ni éstos gozarían de la misma frescura y espontaneidad. No tendría la misma opinión si este página estuviera destinada a una imprenta. Sin embargo, este sitio es como un diario personal, escrito a mano pero sin los tachones, y los errores más que los aciertos, créalo o no, son los que nos hacen personas. Nuestra imperfección es lo que las máquinas envidiarán, si llegan a ser capaces de envidia. Por eso, usted, que no se ha mediatizado completamente por la tecnología y literalmente lucha con ella es una de las pocas personas verdaderas que quedan, aunque esto que le digo le parezca una fruslería.

  3. “27 de frebero” exacto, así se llama ese campamento saharaui, porque así lo pronunciaron al llegar yo a él. Y el mondadientes me lo puse a posta (los llevé de Madrid, no creas que salía de un bar de tapas) para reflejar que todo me suda la polla. Y lo que llevo en el melón es la manga de una camiseta. Y mi camiseta antes tenía mangas pero se las corté años ha. Y las gafas de sol las mangué de una óptica. Y… tantos y tantos “ys” que hacen de cada momento de mi vida una maravilla.
    Y, por supuesto, jamás he leído un libro sin errata (pasando por correctores ortotipográficos y etc. de todo pelo). Es más, todos tienen muchas más de una. El día que alguien me de un libro (novela corta ya me sirve) sin erratas, le doy 2 mil euros. Pero si encuentro la errata me los da él. ¿Probamos, Tribunal?
    Por cierto, cuando puedo corrijo esas erratas –sobre todo de tildes – que tiene Don Rafael, por sus carestías técnicas. Pero aunque soy corrector ortotipográfico titulado… no ejerzo por falta de ganas y porque, realmente, soy muy epicureo en ese aspecto. Saludos.

    • Rafael López Says:

      Aulicus no peque de modestia porque usted se merece el trato que recibe (en este blog). En mis escasas aventuras en estas “cosas” de los blogs y medios digitales el aspecto que más me ha violentado es la callada por respuesta (en realidad es algo que a nivel profesional, y personal, siempre me ha enervado), por ello he valorado, valoro y valorare la “maravillosa disciplina” de César que tiene la humildad de “tirar la piedra y no esconder la mano”, porque colgar materiales en el ciberespacio lo hacen millones pero que den la cara después, sólo los elegidos.

      No se si cambiará mi actitud en el futuro pero hasta ahora aplico el viejo refrán “el que mucho abarca poco aprieta”, prefiero presentar mis materiales hasta un nivel del que sea capaz de atender las respuestas y comentarios de quienes los leen (como es su caso), porque, en lo que a mi respecta, tiene tanto, o más, valor ese retorno en forma de respuesta, matizacion, o disconformidad que el propio artículo.

      A mi me gusta el “cuerpo a cuerpo” en estas cosas ¡que le voy a hacer!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: