Archive for the artículo-insulto Category

ARTÍCULO-VÍDEO: “El moñas Che Pa Blelin”

Posted in artículo-insulto with tags on agosto 12, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/opinion/461432149/El-monas-de-Che-Pa-Blenin-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

El nivel intelectual y moral de nuestros políticos es nauseabundo. El Congreso, los Parlamentos de taifas y los Ayuntamientos son una cochiquera de Alí Baba, la cueva no les sirve a estos que hacen todos sus desmanes públicamente, porque se saben impunes y respaldados por el paisanaje espenol, una caterva que presume de erudición, por la dichosa libertad de expresión, que hace respetables y admisibles todos los desmanes y barbaridades que la mayoría de espenoles suelta por el hocico o escribe, con sus pezuñas, en mass media, redes sociales e Internet.

Pero al igual que en todo gallinero impera un gallo, en la política espenola este rol le corresponde, con muchísima diferencia del resto (lo cual es muy meritorio por su parte, no es nada fácil destacar en maldad y necedad ante tanto cretino psicópata) al Che Pa Blelin, desde ahora también denominado, por mí: el moñas.

Un vicepresidente y ministro de Asuntos Sociales, cuya manera de hacer política es preguntar por redes sociales qué series de tv. hay que ver, y debatir sobre ellas. Un criminal comunista que pudre todo lo que toca y no responde ante la Justicia por sus desmanes. Ni la corrupción de su partido, ni la suya propia, ni su machismo, ni su responsabilidad en el asesinato de decenas de miles de ancianos, ni el escándalo Dina; ni su financiación ilegal, ni su defensa a ultranza de la violencia contra otros partidos y otros españoles a los que acusa de “fachas”, ni su apoyo incondicional a ETA y los terroristas separatistas catalanes, etcétera. NADA. Este psicópata y extraviado mental severo, es intocable. Lo único que nos queda es reírnos del ridículo monumental que es su vida, que es todo lo que hace, que es todo lo que dice, que es todo lo que es, que es todo lo que le rodea…

El último capítulo: sacarse fotos en “su despacho” con un moño en el melón que tiene por cabeza. Si la chepa, su mariconeo público besándose reiteradamente con hombres, su babosa forma de hablar, su ignorancia supina, su promiscuidad enfermiza y los cuernos que soporta su iletrada señora; sus ridículos bailes con el lobby elegetebei, sus loas a comunistas y demás genocidas fallecidos y etcétera, no fueran suficiente motivo de irrisión y escarnio público… sigue dale que te pego, esta vez con moño.

Lo peor de este moñas no es él ni sus compañeros de secta política ni socios de Gobierno, qué va. Lo peor es que tiene cientos de miles de feligreses que le adoran y que, cada vez que hace una gilipollez, le aplauden como las focas que son (y que me perdonen las focas, pero como sé que no me leen, puedo decir esto).

En este breve vídeo, documento gráficamente el asunto.

PASEN Y VEAN:

https://www.youtube.com/watch?v=_P-v7hsM68A

ARTÍCULO-VÍDEO: “Stalingrado: defiende lo tuyo, pero no ataques lo que no es tuyo”

Posted in artículo-insulto on agosto 10, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/historia/260270447/Stalingrado-defiende-lo-tuyo-pero-no-ataques-lo-que-no-es-tuyo-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

Las guerras… ¡ay! las guerras…

¿A quién, en su sano juicio, le puede gustar una guerra? A mí, por ejemplo, porque estoy loco. Alzo la mano ante esa pregunta y me siento interpelado. Adoro las guerras, lo reconozco. La que más me pone es la II Guerra Mundial. Porque a mí me van los conflictos grandes y conocidos. El resto de ancestrales enfrentamientos intercontinentales no están bien documentados gráficamente, por lo cual no me seducen tanto: yo soy de realidad, de ver lo que ocurre, o que me lo cuenten a través de fotos y grabaciones de vídeo. Gengis Kan, Leonidas, Alejandro Magno, Waterloo, las cruzadas y etcétera… eso no va conmigo. Yo necesito un enemigo real y contemporáneo. Mariconadas, las justas.

Por eso os muestro este vídeo, sobre la batalla más famosa, por cruenta, de todas: Stalingrado. Es la secuencia final de la magistral película alemana de 1993. Como no estaba traducida al español, la traduje yo, faltaría más. Si no habéis visto la peli, y queréis verla, no veáis el vídeo. Si la habéis visto, vedlo. Si no la habéis visto, pero os suda la polla verla, vedlo.

Este vídeo muestra lo estúpido de la mayoría de guerras habidas y por haber. ¿A quién se le ocurre ir a morir a Stalingrado, viviendo en Alemania? ¡Por (poned la deidad favorita), cómo se puede ser tan gilipollas! La violencia es un arma defensiva, nunca ofensiva. Es decir, si me atacas, me juego la vida defendiéndome, y a lo mío y a los míos… ¿pero voy a ir yo a tu casa a defender lo mío? ¡SOMOS TAN GILIPOLLAS, PERO TANTO, QUE DA ESPANTO!

Obviamente, las guerras que dije que me gustan, son para analizarlas, estudiarlas, verlas en documentos gráficos o de ficción… pero no para ser parte de ellas, ni fomentarlas. Mi bastión soy yo y los míos cuando no agreden a nadie. El que va a tu casa, con derecho de pernada, ese es un cabrón al que hay que expulsar, sea de la ideología que diga ser. Mirad la II Guerra Mundial que digo adorar… comunistas aliados con nacional socialistas, luego enemigos. Yanquis que se autoinvitan y, tras ganar la guerra, se hacen enemigos acérrimos de sus aliados comunistas, etcétera. Qué nadie crea que estoy defendiendo a mi mayor odio: el comunismo. Precisamente la psicopatía (algunos lo siguen llamando “ideología”) más criminal e imperialista de la historia y que sigue muy vigente internacionalmente, y en Espena está imperando. Estoy defendiendo la autarquía (lo que sublimó Francisco Franco), defenderte de quien te ataca y vivir de tus propios recursos. Franco nos libró de la II Guerra Mundial, porque no era una guerra contra España. Hitler no tuvo cojones a traspasar nuestras fronteras, esas mismas fronteras que ahora son puertas abiertas y con puestos de avituallamiento, y múltiples prebendas, para quien la cruza ilegalmente (eso me la suda, hecha la ley hecha la trampa) e inmoralmente (eso no me la suda, nadie puede entrar en tu casa sin tu invitación, salvo Anfitrión… y como me la suda también la mitología griega, pues que no… QUÉ NADIE ENTRA EN MI CASA SIN MI PERMISO, NI YO VOY A LA DE ELLOS). Franco nos libró del comunismo, el peor invasor de la historia. El que dominó, y domina, medio mundo. Jamás sabremos la suerte que tuvimos de contar con un puñado de sensatos e irredentos, que nos libraron de lo que estamos sufriendo ahora y de lo que llevamos sufriendo desde 1975 (¿ya nadie se acuerda de ETA y el resto de criminales comunistas? ¿del 11M? ¿de Barcelona y Cambrills?¿de verdad tenéis tan poca memoría, hijos de puta? Sí, he puesto la tilde, a posta, para que suene a “me moría”).

En esta secuencia que os enlazo, el arte se magnifica, haciendo de la batalla más sangrienta, atroz, inservible e injustificada de la historia; un canto a la vida, al amor, a la camaradería, a la amistad… Entre tanta estupidez como es ir a invadir otro país (encima defendiendo intereses ajenos), siempre perdurará el cariño humano, la fraternidad que demuestra toda esta magna película que os recomiendo encarecidamente.

Pero más encarecidamente os recomiendo seguir la moraleja de este artículo: defiende lo tuyo, pero no ataques lo que no es tuyo. Precisamente todo lo contrario, que por citar sólo nuestro caso patrio, hacen los imperialistas etarras vascos y los terroristas catalanes, ambos grupúsculos de psicópatas pretendiendo conquistar territorios fuera de sus comunidades. Siglos ha, por supuesto que entiendo el imperialismo que todas las naciones del mundo han ejercido o intentado. Era otra época y había todo un mundo por descubrir, civilizar y/o expoliar. ¿Pero actualmente? Da pavor ver como se siguen glorificando a estos cabrones, como vikingos, piratas, conquistadores, genocidas…

¿No os dais cuenta de que estamos enfrentados por intereses ajenos, disfrazados de intereses comunes y personales nuestros? ¡Es tu casa la que okupan, mientras los políticos que defienden a los okupas viven en mansiones inexpugnables protegidas por maderos! ¡Es tu dinero es que te roba el Estado, mientras que los políticos que gobiernan el Estado, y nos enfrentan, se hacen millonarios y son corruptos! ¡Es tu cultura, y tu economía, la que devastan los inmigrantes que defienden los políticos y un sin fin de corruptas asociaciones rojas expoliadoras del erario!

Disfrutad del vídeo y pensad que uno de esos 2 personajes de la secuencia final podrías ser tú, pues así de gilipollas podemos llegar a ser.

PASEN Y VEAN:

https://www.youtube.com/watch?v=e2ItB3tO8Yw

 

ARTÍCULO-VÍDEO: “Nebulizando el congojavirus”

Posted in artículo-insulto on agosto 8, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN: “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/opinion/75171491/Nebulizando-el-congojavirus-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

 

De todas las aberraciones que el paisanaje está cometiendo, con la excusa del congojavirus, y disimulando así su atroz ignorancia de casi todo, hay una que me encanta: las terrazas de los bares con nebulizadores de agua, para estar fresquitos y compartir virus y babas. ¡Qué solidario es el extraviado mental severo, coño!

Es difícil ser más tonto que estos embozalados de terraza de bar. No sólo se creen la falsa pandemia, sino que hacen todo lo posible para contagiarse y/o contagiar. ¡Es tremendo! Ya no es que “nos mean y dicen que llueve”, sino que “me meo encima y digo que llueve”. De verdad, no hay que ser experto en nada, y ni mucho menos en medicina o virología, para saber que los virus de este tipo necesitan un vehículo transmisor, un conductor: en este caso un líquido transmitido por el aire. Los nebulizadores son autopistas para virus y gérmenes de todo tipo. ¡Y estos ni se pispan! ¿Cómo se puede ser tan cretino?

En este breve vídeo, lo desarrollo. Es breve porque no tiene enjundia alguna el asunto. ¡Pero, increíblemente, hay que abordarlo! Qué pena sufrir a estos compatriotas. Y qué dolor. Y qué desazón. Y qué sopor. Y qué pavor. Y qué les den. El más listo de ellos, encerrado de por vida en el frenopático más inexpugnable.

PASEN Y VEAN:

https://www.youtube.com/watch?v=HxxvRrjY5n4

 

 

 

ARTÍCULO: “El pueblo es soberano (con hielo)”

Posted in artículo-insulto on agosto 8, 2020 by César Bakken Tristán

Tras 45 años por estos mundanales –y memocráticos – lares, puedo afirmar, taxativamente, que “el pueblo es soberano”, como reza en la Constitución Española (¡hay qué risa, tía Felisa!). 40 años de ser parte de este pueblo, de este vulgo que es la ciudadanía espenola, me avalan (los 5 primeros años de todo animal humano no cuentan, pues somos una especie tan patética que tardamos 5 años en activarnos mínimamente para la puta vida).

Es el único punto en el que la C.E. acierta de pleno, sin que sirva de precedente, sino como excepción que confirma la regla de que es papel mojado de detritus elitistas. La soberanía se define como el poder político supremo e independiente. Hasta que un organismo internacional diga lo contrario, como ha hecho la OMS cambiando la definición de “pandemia” para que el acojone corra más rápido que la pólvora. Por extraño que nos parezca, el poder político supremo, en Espena, lo tiene el pueblo ,ya que el acojone popular por la falsa pandemia ha provocado tal descojone en las élites que ni se han percatado de que , efectivamente, es el pueblo quien ostenta el poder. De ahí que los políticos no hagan falta y sean cada vez más extraviados mentales severos, y vayan todos tan a una, que ríete tú de los de Fuenteovejuna. ¡Ay! ¿cómo les digo yo a los del Siglo de oro, que ahora vivimos en el “siglo de loro”, es decir: todos repiten las mismas consignas supranacionales, viven enjaulados en pútridos habitáculos y comen lo que les echan.

¡El poder popular es tan ingente que hasta nuestra Jefa de Estado consorte es una periodista republicana divorciada! Ahora, el pueblo es más dócil que nunca, más comprometido que nunca con su sacrosanta misión redentora nacional (sobre todo a nivel de los reinos de taifas), con su compromiso con la seguridad global. Vamos, que ya no hacen falta las débiles armadas ni del orden, para hacer cumplir las injustas leyes. Ya es el pueblo quien ejerce esta labor. El autocontrol popular ha alcanzado su máxima expresión. Las ovejas perfectamente organizadas, yendo del redil al pasto y viceversa, mientras el pastor se toca los huevos a una mano, porque con la otra juega con el móvil. Oclocracia sublimada, ¡jódete, Aristóteles, allá donde estés!

Debe de ser tremendamente frustrante para los psicópatas de las porras y las armas de “¡Bang, Bang!” no poder ejercer de lobos. Por ello, entiendo que se tiren a por amas de casa cuarentonas en las puertas de un supermercado (icónica imagen de Espena la de los “boinas verdes”–la élite de las Débiles Armadas – reduciendo a una ama de casa, ni siquiera armada con sus rulos). Entiendo que se tiren a por gente que va sin bozal o lo lleva mal puesto. Qué frustrante para todos estos cachas tatuados hasta el colodrillo. ¿De verdad se metieron a fuerzas represoras para esto? ¿verdad qué no? ¿a qué no, psicópatas de mierda? Pues a joderse, haber nacido en Beirut. Pero no, sois espenoles y aquí, el pueblo es soberano. Por fin, tras siglos de enfrentamientos, rebeliones, alzamientos y etc. el congojavirus ha unificado a todos. Desde el etarra al separrata, pasando por comunistas, inmigrantes pendencieros y los mal llamados “fachas”. Todo el espectro hispano, ancestralmente irredento y violento, va de la mano ahora, y con bozal, huelga decirlo.

Pues nada, compatriotas, me sumo a vosotros. Yo también quiero ser soberano, pero con hielo. Y eso que no me gusta el brandy, pero las penas, beodo, son menos. Creo que era con pan el refrán original… ni idea, soy demasiado beodo, que diga… soberano, para coscarme de algo. Me siento perfectamente integrado en la Espena actual. Sólo un apunte, que espero no sea visto como reproche: ¿para cuándo el bozal con agujero incorporado para meter la pajita y poder soplar con él puesto? En otro artículo anuncié que el Profesor Bacterio estaba trabajando en ello. Pero era un bulo. Os pido disculpas. Os debía una explicación y os la he pagado.

Menos mal que soy mortal.

 

 

ARTÍCULO: “El Rey demérito y sus descendientes, ídem”.

Posted in artículo-insulto on agosto 6, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/politica/300865513/El-Rey-demerito-y-sus-ascendientes-idem-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

Al vulgar Rompetechos este, que confunde liebre con elefante y perdiz con su hermano… y mata a ambos “por error”, se le siguen concediendo un trato señorial que sonroja al más chupapollas del reino. No es normal tanto blanqueo y tantos baños de detritus simulando creer que son agua límpida celestial. Viendo su “destierro” a un paraíso dominicano (ojo, sito en una República, jajajaja. ¡Que razón tenía el imitador de Mr. Bean, el presidente más criminal en democracia, al decir de él: “tenemos un Rey muy republicano”).

No pienso hacer de loro y repetir todos los desmanes que, desde su nombramiento como sucesor a la Jefatura del Estado, ha cometido este italiano casado con una griega que, por supuesto, hace décadas que no se arrima a él, en privado ni para tocarle con un palo; y en público, hace años que ídem.

No pienso hacer de loro y repetir todos los desmanes que sus descendientes y familiares políticos han cometido (y lo que te rondaré morena). Voy a mentar a José Antonio Primo de Rivera y a enmendarle el error que cometió al decir que la monarquía era una institución fenecida en España, a partir del advenimiento de la II República (el Golpe de Estado todavía sin condenar por nadie). Pecó de generoso Primo de Rivera, pues desde Carlos III, la ilegitimidad de la Monarquía es tan estruendosa que roza la paranoia de todo un país. La traición de Carlos IV a la nación, vendiéndola al gabacho, debería haber sido el punto y final de esa institución en España… pero en lugar de eso, el borrego pueblo español deseaba el regreso de Fernando VII, tras echar al gabacho con la imprescindible ayuda de la pérfida Albión, y pese a los mis desmanes que estos cabrones imperialistas, el mayor imperio actual y sin visos de desaparecer, cometieron en nuestra península y con los peninsulares de la época. Tanto deseaban a este anormal de carrito que en su regreso soltaron a los caballos de su carroza, para ser el pueblo, por turnos, quien tirase de él hasta su palacio final.

Y qué decir de Pepe Botella, previo a estos desatinos hispanos… hermano del genocida, autoproclamado emperador… ¡qué es añorado aún por los que dicen ser intelectuales, en la actual Espena!. Los que piensan que la guerra civil, que llaman de independencia, tuvo que decantarse para los gabachos… ¡”los ilustrados” les siguen llamando! jajajaja. ¿Sabrán algo de la historia de Francia desde 1789 hasta hoy? El primero que me dijo esto fue el terrorista comunista del FRAP, Manuel Blanco Chivite (en una de mis entrevistas/encuentros con él para documentar mi película sobre los últimos fusilamientos del Franquismo, que, por desgracia, no fueron hacia él, al ser indultado). A los últimos a los que se lo he oído es al ínclito Arturo Pérez-Reverte, en una delirante conversación con el peor cantante del mundo y uno de los mejores drogadictos: Joaquín Sabina.

Y qué decir de Amadeo I… pobre casa de Saboya… salió escopetada de este país y echando unas loables pestes sobre su paisanaje. Y qué decir de la niña Isabel II y las 3 guerras civiles que provocó su acceso al trono. Esos carlistas… dicen que todavía existen y siguen con su: “Dios, patria y Rey”. En fin, cada loco son su tema y Dios en los de todos. Y qué decir de las María Cristinas, y Alfonsos y de Don Juan…

En fin, espero que la periodista republicana y su inquietante hija Lehorror, al ser un producto de “Sálvame” y no de la casa de Borbón, sepan llevar la jefatura del Estado como este país merece: de manera mezquina, soez, barriobajera y sosteniendo al verdadero jefe del Estado, uno que dice ser maricón y rojo, por la tele. Bueno, llevamos siglos así, salvedad de la etapa franquista… curioso que cuando no había monarquía este país funcionaba (no incluyo las oscuras épocas revolucionarias, todavía peores para España). ¿De verdad alguien puede defender a la monarquía? ¡Ah! sí… Pedro Sandez lo hace. Jajaja. el comunismo defendiendo a la Casa Real… a ver si no nos tiene paciencia el Señor. ¿En este reino de taifas apátridas que es Espena, con la monarquía en la jefatura del Estado, alguien se traga que sin la Casa (de lenocinio y latrocinio) Real estaríamos aún peor? Insisto: recordad que cuando no hemos tenido monarcas fue la única época de una España unida y próspera.

Eso sí, no todo lo que hizo el emérito corrupto y putero, fue malo. “¡Oye tú!, ¿pog qué no te callas?.

 

 

ARTÍCULO: “El Toro TV. (o la muerte de la mercadotecnia)”.

Posted in artículo-insulto with tags on agosto 1, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN: “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/opinion/38584402/El-Toro-TV-o-la-muerte-de-la-mercadotecnia-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

 

No veo la puta tele, en mi casa ese electrodoméstico es un monitor para enchuflar ordenatas, USB y discos duros (sí, “enchuflar”, cualquier fan de la enorme película “El turismo es un gran invento” lo entenderá). Ponerle la antena es un maltrato intolerable hasta para un televisor.

Aún así, gracias a Internet, estoy al tanto de algunas aberraciones televisivas (que es casi todo lo que se emite) y de algunas emisiones loables. Es el caso de “Intereconomía”, la actual “El Toro TV.” A ver… ¿cómo lo expreso para no herir susceptibilidades? Ese nombre y ese logo del toro embistiendo es la mayor atrocidad de mercadotecnia que he visto, y he visto muchas. ¿Cómo no van a acusar de “fascista” a ese canal si, precisamente, usan el icono actual más “fascista” de todos, el toro de lidia? Un toro y una “fiesta” que es admirado, precisamente, por muchos rojos millonarios y famosotes… vamos a ver… ¿Sabina, el espíritu de Picasso y Pepe Hierro (por citar 3 ejemplos de rojos millonarios taurinos) son espectadores de “El Toro TV.? ¿Los fans de estos 3 lo son? ¡Ni de coña! pero, sin coñas, todos ellos aman la fiesta nacional… algo que yo aborrezco. Yo, el mismo que ve algún programa de este canal de fachas, verbigracia: “Tiempos modernos”, “Gracias por nada”(ya desprogramado) o “El gato al agua”. Programas excelentes… pero al falso rebufo del toro de lidia de los cojones. Toda la virtud de estos 3 programas, todo su excelso contenido, tirado a la basura por una mercadotecnia nefasta y carpetovetónica a tope. Vamos, lo que los extraviados mentales que nos gobiernan adjetivan ahora como “rancio”.

Los anticomunistas no podemos ser una quinta columna de nosotros mismos. Mientras los putos rojos ganan adeptos a mansalva, gracias a una mercadotecnia estúpida pero bien elaborada… nosotros nos parapetamos en un burladero, dando esa imagen rancia. ¿Los pájaros desbocados hacia las escopetas, apartándose las plumas y diciéndole al cazador: aquí, aquí, dame aquí…”? Encima, lo que he dicho antes: muchos de sus admirados popes son taurinos, y muchos “fachas” como yo, antitaurinos. Este desquicio no puede tolerarse más. Los 3 programas que he citado son muy buenos y en ellos, por cierto, tienen cabida los rojos (sobre todo en “El gato al agua”). Julio Ariza, o quien tenga el poder último de decisión, debería cambiar su mercadotecnia, pues los espectadores que tiene no los perdería, y sumaría una cantidad ingente de actuales espantados por el toro y por las sempiternas campañas de desprestigio y difamación de los mass media rojos (es decir, todos los prominentes). Mucho peor que perder batallas es hacerse el harakiri.

El logotipo de un toro de lidia embistiendo es perfecto para un programa taurino… pero no para un canal generalista, por muy taurinos que sean sus jerifaltes y algunos televidentes. Picasso tiene cientos de cuadros taurinos, fue multimillonario, maltratador de mujeres… y sigue siendo un icono comunista pese a ser todo lo que dicen odiar los comunistas. A esto se le llama BUENA MERCADOTECNIA. Perversa, falaz, psicótica… sí, pero funciona. No pido que “El Toro TV” use las malas artes comunistas… pero sí que use el mínimo sentido común publicitario para no engañar a los espectadores y dejar entrever lo que no es este canal. Si cualquier “antifascista” ve los 3 programas que he citado, los aplaudiría.

Acabo con un último ejemplo, nivel “Barrio Sésamo”: yo soy culé, pero anti- barçalunya (neologismo mío) y anti- jurgol (el fútbol de élite). Si en mis artículos y vídeos uso una imagen mía vestido de blaugrana… ¿a qué viene eso sino a confundir a mis potenciales lectores-espectadores? Sigo siendo del FCB, no reniego de haber sido Boixos nois y etc. de memeces jurgolerdas… Pero esa imagen no se corresponde con el contenido de lo que publico y sólo ahuyentaría a potenciales lectores espantados por el jurgol, y defraudaría a los que creen que iba a hablar de jurgol. ¿Algún mass media comunista usa la hoz y el martillo? Me temo que no. Ellos, en este caso y sólo en este caso, son más listos que nosotros.

Me ofrezco para ese lavado de imagen. Que hablen con mi representante o con mi veterinario (son la misma persona) y me contraten. Pondré a este canal por encima de la Secta. Es tan fácil encumbrar el talento y el buen hacer profesional… igual de fácil que cargárselo por estas nefastas decisiones de imagen.

A ver si al final es verdad que nos va a pillar el toro…

ARTÍCULO-VÍDEO: “Circo político”

Posted in artículo-insulto on julio 31, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”:https://elcorreodeespana.com/opinion/991407114/Circo-politico-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

Que la política espenola es un circo de 20 mil pistas, no escapa a nadie. Pero que lo hagan tan a las claras debería de cabrear, incluso, a las almas más tranquilas y pusilánimes.

Vemos como los políticos se ríen entre ellos, todos “enemigos” y tan amigos. Vemos como nos expolian impunemente, creando cargos nuevos a cada minuto y tramas de corrupción tan impunes como sabidas. Vemos como cada vez son más (un político jamás se retira del expolio, sino que cambia la manera de hacerlo, dejando la actividad política pública y trincando desde otros lugares más anónimos y, por supuesto, públicos. Suma y sigue y pilla la calculadora que la cuenta es tocha). Vemos como incumplen todas y cada una de sus promesas electorales y que, ningún partido, se opone a otros; salvo de cara a la galería. Pero ver es una cualidad del que no está ciego… y me temo que el paisanaje espenol está ciego, sordo y mudo (sobre todo ahora con el bozal del congojavirus).

¿Sólo yo me cosco del burdo y falaz circo que es la política? El ejemplo de las sesiones de control parlamentario es BRUTAL. La oposición interpela y pregunta (hacen estas 2 distinciones estos gilipollas, para darse enjundia) al Gobierno… para “controlarle”. El Gobierno “estudia sesudamente” las preguntas durante una semana, para responderlas en una sesión del Congreso. El que pregunta, contesta al interpelado… y las 3 patas de esta mesa coja (pregunta-respuesta-réplica a la respuesta) son leídas por los politicuchos, es decir: siguen un guión –muy mal escrito, por cierto –. ¿Cómo tienen los santos cojones de leer una réplica a la respuesta de una pregunta, es decir: a algo que desconocían?. Pero qué vamos a esperar de este país desquiciado de truhanes sin talento alguno ni para hacerle un truco de magia a un bebé… este país que dice ser democrático y tener división de poderes… cuando el poder ejecutivo y legislativo lo ejercen las mismas personas (ministros y diputados al mismo tiempo) y el judicial es elegido por el legislativo…

En fin, una pena que merece la pena ser reída, por ejemplo en este vídeo que he hecho.

PASEN Y VEAN:

https://www.youtube.com/watch?v=KmXwSoISTVk

 

 

ARTÍCULO: “Vade retro, Isabel Díaz ABUSO”

Posted in artículo-insulto with tags , on julio 30, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/opinion/960307339/Vade-retro-Isabel-Diaz-ABUSO-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

 

El Puto Partido (PP) lo ha vuelto a hacer. Son tan predecibles como deleznables. Cuando el comunismo dice: ”¡ole y ole!” el PP toca las palmas. “Arsa y olé, mi arma”. Ante tanto desmán, nuestro desdén y, por supuesto, que les den.

Aquí me tenéis a las puertas del castillo de Isabel Díaz ABUSO, reina madre de la Barbaridad de Madrid. Sin darse importancia, esta psicópata con cara –y cuerpo – de inquietante y perversa muñeca de cerámica, ha implementado el mayor menoscabo a la libertad y a eso que, todavía a estas alturas del cuento, algunos llaman democracia. Aquí me tenéis mordiéndome a mí mismo, al no llevar bozal (¿no es para eso que se usan los bozales, para que los canes no muerdan?). Un castillo feudal ubicado en Hediondo Puente de Bellacos, no puede ser trigo limpio… imaginad un Camelot en una escombrera como es mi barrio… el Rey Arturo se tiraría de lo alto de la torre.

¿Cómo puede alguien superar las atrocidades de los comunistas de Moncloa? Es encomiable, y hasta plausible, siguiendo criterios de esfuerzo, la labor que ABUSO está desarrollando. ¡No es nada fácil hacerlo peor que el dúo macabro PSOE/Podemos! Las cosas como son. ¿Os imagináis a esta perversidad humana como Presidenta del Gobierno? ¡La de aventuras que viviríamos! A su lado, unos amigos los comunistas. “Cartilla Covid”. Esta genialidad supera a todas las aberraciones sociopolíticas de la historia. Y pedir el DNI, y el resto de datos, a quien les salga de la entrepierna, supera a lo de la “cartilla”… suma y sigue… “¡trata de arrancarlo, Carlos! ¡Trata de arrancarlo, por Dios! ¡Me cago en su puta maaaaaaaadreeeeeeee!” Luis Moya, eterno agorero. A 700 metros de la meta, se les jodió el bólido… ¿A cuántos metros de la meta estamos los madrileños? ¡Ni con mis prismáticos de 10 aumentos se ve la meta! Esos sí, echando la vista atrás, añoro a la abuela Carmena, con sus ceniceros públicos recoge colillas, sus semáforos inclusivos… su estúpido comunismo de calceta y mesa camilla con brasero.

¡Ay!, otros vendrán que te joderán más.

Virgencita, virgencita, que me quede como estoy…

– Hola, soy paraguayo. Vengo para casarme con su hija.

– ¿Para qué?

-Paraguayo.

 

ARTÍCULO: “Cine con ínfulas de literatura, y congojavirus”

Posted in artículo-insulto with tags , on julio 29, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/cine/827915705/Cine-con-infulas-de-literatura-y-congojavirus-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

 

 

En estos tiempos de congojavirus, donde el primo hermano de la gripe de toda la vida ha puesto patas arriba el Planeta, cualquier mente medianamente amueblada no puede evitar la congoja que supone no este virus, sino saber el desprecio que la población mundial hace de enfermedades verdaderamente graves y desoladoras; y cómo los jerifaltes mundiales han elegido a la enfermedad más común y fácil de contagiar, para destrozar la economía mundial y someter a toda la población terrestre. Han hecho de lo casi inocuo el todo inicuo: tremebundo. Esta saña de las élites dominantes es demasiado psicótica hasta para un pseudo misántropo como yo. Si ya estábamos sometidos, si ya estábamos heridos y con heridas imposibles de cauterizar… ¿a qué viene, ya no echar sal, sino obligarnos a meternos a retozar en las salinas?

Tres cuartos de lo mismo me ocurre con la literatura y el cine. A mis 45 palos he tenido la suerte de disfrutar del cine, todavía en sus momentos álgidos, y de la literatura anterior a mi nacimiento. Es curioso que mientras la literatura ha caído en picado, en cuanto a autores relevantes y a contenido excelso, el cine aumenta exponencialmente (incluyo aquí todo el espectro audiovisual, especialmente las malditas series de entretenimiento) y el talento y el contenido excelso es inversamente proporcional a la producción. La puta tele no sólo es la causante del congojavirus, y de tantísimos otros males sociales que no ha lugar comentar ahora, sino que también ha hundido al cine de verdad y ha matado a la literatura. Me acojona ver/oír al paisanaje dándoselas de eruditos al hablar de tal o cual serie, de tal o cual película. La analogía congojavírica es inevitable cuando esta misma patulea va con bozal y etc. de protecciones aberrantes y desprecia –o ni si quiera atisba – enfermedades reales y muy graves. El cine, queridos niños, es una cagarruta de mosca comparado con la literatura. Hablo a nivel de contenido, no de continente, pues como medios creativos, tanto uno como otra son válidos… pero que nadie me venga con que una película tiene más enjundia que una novela. Actualmente el cine es una herramienta para mostrar efectos especiales y/o tías buenas y tíos cachas dándole al sexo sin afán reproductivo, o dándose de hostias como si no hubiera otra forma de vida.

A ver, cómo os lo explico, queridos niños, para que me entendáis: la mejor de las películas ni se acerca a la peor de las novelas. No hablo de adaptaciones, sino de obras independientes. Me refiero a que el “universo” que un escritor crea (o recrea) en una novela, es potencialmente 1.001 veces superior al guión de una peli. No está constreñido a las limitaciones técnicas, y de producción, del cine. Un escritor tiene ante sí todos los recursos imaginables para hacer con sus personajes lo que le dé la real gana y para ambientar su obra donde le apetezca, inventando lugares o transformando otros reales a su total albedrío. Es por ello que la literatura es el género creativo más complejo, y por lo tanto más difícil de desarrollar bien. Hay mucho patán, pero mucho, en la literatura (sobre todo en la actual, precisamente ahora que cualquier famosete se las da de escritor… ¡con lo difícil que es escribir bien, coño! me cabreo, esto último lo he escrito a grito pelado). Como apuesta creativa el cine –el audiovisual – es una herramienta espectacular. Yo lo hago y lo disfruto, sé de lo que hablo. Pero al igual que adoro la buena ópera, jamás puedo decir que un libreto es mejor que una novela. Son sectores radicalmente diferentes aunque confluyan muchas veces. Y ojo, que a mí “La Traviata” me gusta más que “La dama de las camelias”, pero no pretendo hablar ahora de adaptaciones.

Para terminar, y a fin de hacerme entender, el cine actual es como si (pon un libro excelso) fuera meritorio por la edición y no por el contenido. Es decir, qué tipografía tan bonita, qué solapas, qué diseño de portada, qué textura de papel… El cine actual es básicamente una puesta en escena carente de enjundia argumental, con diálogos y tramas llenos de ínfulas. Es una tierra yerma que finge ser ubérrima. Tiene mucho mérito, ojo, hacer los efectos especiales, rodar las secuencias, dirigir a los actores, interpretar, producir la película, recrear un ambiente y etc. Podría hablaros semanas enteras sólo de buen cine y ensalzándolo hasta el paroxismo. Pero al igual que no me podéis comparar el congojavirus con las enfermedades cardiovasculares o el cáncer (por poner 2 ejemplos de cosas que matan mucho y bien y a las que todos estamos expuestos), no me podéis comparar una película con una novela. La gente inteligente no hace estas comparaciones, pero de sobra sabéis que esta gente brilla por su ausencia más que el sol a las 23h. en Espena. Y no se trata aquí de decir: “coge un libro”, no, sino de decir: “si la historia, y su desarrollo, de (pon aquí la peli/serie que más te guste) te apasiona, deberías leer (pon aquí una novela, si puede ser buena, aunque como os he dicho, hasta las malas sirven para esto) que ibas a flipar en colores.

En uno de mis múltiples trabajos de mierda –el cual desarrolló Bukowski durante décadas –recuerdo “la hora del bocata”, en la cual mis compañeros se aferraban a sesudos debates con el Diario Marca como base y de cuerpo presente. Hacían verdadera ciencia de tal o cual jugador de jurgol y de tal o cual equipo y sistema de juego. Debatían arduamente, con argumentos dignos de simposium científico o erudito a más no poder. Ejemplificaban esa soberana aberración, que se oye muy a menudo, de comparar una táctica de jurgol con una partida de ajedrez… Me bastaron 5 minutos de asombro contemplativo, para pasar esa “hora del bocata”, todo lo lejos posible de mis compañeros, y compañeras, por supuesto, que de las gilipolleces todos y todas entienden y comentan.

 

ARTÍCULO: “Los humanos con bozal, muerden”

Posted in artículo-insulto with tags on julio 29, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN “El Correo de España”: https://elcorreodeespana.com/opinion/639178868/Los-humanos-con-bozal-muerden-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

 

Ayer, en un tren de cercanías, camino de Cercedilla (Madrid), sufrí un intento de linchamiento público, por el tremendo delito de ser un enfermo respiratorio. A ese nivel hemos llegado, y lo peor siempre está por llegar en Espena. Recalco lo de “intento”, porque gracias a mis cojones (podría haber sido más sutil, sin duda, pero menos explicativo en mi expresión) evité dicho linchamiento y, encima, eché del vagón del tren a los 3 psicópatas que lo iniciaron. Estamos en un punto de no retorno, hay que decantarse ya por un bando, pues aquí no sirven medias tintas. O estás con los alucinados del congojavirus, o con la ciencia. No hay más. Aquí va el relato de esta nauseabunda experiencia –una muesca más en mi atroz, y deliciosa, existencia humana –.

Sentado frente a esos 2 asientos de la foto (esa es mi mochila, mi bastón de los putos chinos y el libro “Victoria” de mi admirado Knut Hamsun) me hallaba tranquilamente leyendo y escuchando música con auriculares. Tras mi chepa, nadie (me siento, siempre que puedo, protegiendo mi espalda y con perspectiva de ver todo lo que me acontece por delante. Si no están libres estos asientos, me quedo de pie). Era un tren de vagones corridos, es decir, de esos con los vagones comunicados entre sí de 3 en 3. Yo iba en el vagón 1. Estaba ocupado a la mitad, huelga decir que TODOS los ocupantes con bozal. Llevo todo este tiempo de bozal usando el transporte público y JAMÁS he visto a nadie sin bozal, ni en los trenes ni en las estaciones. TODOS son potenciales psicópatas por acción u omisión. Huelga, también, mentar que TODOS me miran como si fuera una tía buena, pero sin lascivia, es decir: con odio, y extrañeza. Digo lo de tía buena porque es la única especie humana a la que sé que mira de manera recurrente todo el paisanaje: unos para babear y otras para criticar. A mí me miran con odio y extrañeza, como digo. ¿Por qué lo sé? Pues porque uno de mis talentos es la ubicación audiovisual, es decir: atisbo todo mi entorno (cuando quiero hacerlo) a nivel visual y auditivo.

Tras los asientos de la foto, nadie, hasta que suben los 3 psicópatas. Titubean un rato, pues tienen asientos de sobra en los 3 vagones que se dominan desde ahí… pero deciden sentarse delante de mí. Un hombretón de entre 40-50 años, una mujer ídem y otra de unos 20-30, con un carrito de la compra. Deduzco que serían matrimonio e hija (de puta, si esa era su madre) y así los llamaré. Los padres de espaldas a mí. Al sentarse, el asiento parece que les quema y se levantan súbitamente para girarse ante mí y, apoyados en el respaldo, empezar a gritarme: “¡La mascarilla, la mascarilla!”. Yo había aflojado, antes, el volumen de mi mp3, por lo que oía todo; y tenía las gafas de sol puestas, por lo que fingiendo leer veía todo. Me retiro un auricular y les pregunto qué quieren. Ellos repiten sus gritos y sus gestos. En una décima de segundo decido si vacilarles, reírme un poco… pero no me apetece y simplemente les espeto: “¡Ah! no puedo llevar eso, por enfermedad respiratoria”. Aquí me gritan lo de que es obligatorio y etc. que ya es del dominio público ignorante. Sin ganas de discutir y sí de seguir en mi lectura, permanezco sentado diciendo lo ya sabido de los casos eximentes de llevar bozal. Ojo que todavía no les había dicho “bozal”, que es el término adecuado para que sepan que me suda la polla lo que me digan. Supongo que confundieron mi pasotismo con resignación y acojone, pues el tío se levantó y vino hacia mí, mientras que su mujer se hizo fuerte insistiendo en sus gritos de que todos tenemos que llevar el bozal que ella llamaba “mascarilla”. En ese momento mi pasotismo desaparece y empieza la autodefensa, pues ya veía como otros bozaleros estaban mirando entusiasmados. “Si no te defiendes te linchan” – me dije –. Dicho y hecho. Me levanto, a la par que me quito los cascos y las gafas (si no te ven los ojos no expresas la verdadera violencia que llevas dentro). El notas se frena en seco ante mi “despertar”. “A ver, qué coño os pasa conmigo” digo para romper el hielo. Me reiteran lo del bozal obligatorio, pero ya menos irreverentes. Tras reiterarles lo de la eximente, me dicen: “Si estás enfermo tendrás papeles, a ver, ¡papeles, papeles!” gritan mientras que desde mi nueva posición atisbo como todos los bozaleros están mirando el esperpento y, sin duda, prestos a unirse a los psicópatas. Ante esa petición de papeles, asumo que estos tarados creen ser policías y, por lo tanto, tener licencia para matar (en este caso a mí. Esa licencia no me mola, así que actúo). “¿Papeles? ¿te refieres a los justificantes o informes médicos? ¿es qué eres un puto madero o qué?” Siempre hay que decir tacos para que salgan de su violento infantilismo y sepan que no sólo es mi vida la que pende de un hilo, sino la suya también.

Me acerco yo a él y el notas recula. Las 2 mujeres se quedan, de pie, entre los 4 asientos. Pero ellas no me preocupan, el peligroso es el maromo y el resto de bozaleros que siguen atentos. No le digo nada, pues pretendo que sea él quien cese las hostilidades. Pero como son hostilidades paranoicas, no las cesa y se atreve a decirme que me baje del tren. Los bozaleros que controlo con mi visión periférica aprueban el aserto del enano mental con bozal… ya no me queda otra que tomar la iniciativa: contraatacar con (casi) todo. ¿Me vas a echar del tren por no poder llevar bozal (insultos del tipo: hijo de la gran puta, me cago en Dios, te reviento y etc.). Le digo en voz baja que si no hubiera cámaras le iba a reventar y juro aquí y ahora que así hubiera sido, por lo menos mi intento, igual era Bruce Lee y me hubiera inflado… pero yo sé que el Lee este era un actor, así que me descojono de todos ellos. No hay que tener miedo a ningún mortal.

La mujer y la hija se rinden y empiezan a calmar los ánimos de 2 maneras muy curiosas y radicalmente distintas. La mujer se pone entre nosotros y me pide disculpas, y la hija agarra a su padre y le grita: “!déjalo ya, siempre estás igual, otra vez no, por favor, déjalo ya!” (yo recuerdo un tema de mi amigo Aute, de su genial disco “Segundos fuera”, que se llama “Déjalo ya” y mi mente canta el estribillo. Sí, estoy loco y la mente es multifuncional, por lo menos la mía). En ese momento comprendo que las mujeres no quieren bronca, lo cual es normal. Pero el notas recula, liberándose de su hija e invoca a “la policía y los seguridad” algo así dijo mirando hacia atrás. Al ver que no hay nadie de esos deshonrosos cuerpos represores cerca, se desola. Aprovecho su estado para ordenarle que tire de la palanca de alarma y “¡qué vengan todos esos, qué vengan (insultos) así te van a dejar las cosas claras por no saber la puta ley”. Él va hacia la palanca pero no la activa. Su mujer le ruega que no la active, ante lo cual decido empezar a divertirme y cojo la palanca. “Ya tiro yo de ella, no te preocupes, que les vas a explicar a los maderos todo esto”. La mujer y la hija me suplican que no lo haga, mientras que el notas está entre Pinto y Valdemoro (sigue enfrentado a mí, pero reculando cada vez que le enfrento. No hay nada nuevo bajo el sol: las mujeres ejercen su instinto maternal de protección de la especie y el macho su estupidez de darse de cabezazos contra una roca).

Al estar donde las puertas de acceso, son muchos los bozaleros que nos miran desde los 3 vagones, así que he de dar un golpe en la mesa para que no se solivianten contra mí. “¡Me cago en Dios! ¡ A mí no me tocáis los cojones! ¡Largaos de aquí ahora mismo, o te reviento! ¡ el puto bozal os lo ponéis si queréis, a mí me la suda! (le dejo claro lo de reventarle a él y que se larguen los 3, cualquiera toca a una mujer hoy en día, aunque te esté apuñalando… amén de que les dejo claro a los bozaleros que si ellos me ven como su enemigo, yo les veo exactamente igual: y entre 2 bandos enfrentados siempre hay bajas). La mujer y la hija cogen el carrito de la compra y sus bolsos y, agarrando al notas, me piden perdón y se alejan. Sigo, para no perder el respeto logrado: “¡Fuera de aquí, no tiro de la alarma para no joder el viaje a esta gente (aquí es un detalle para ganarme a los bozaleros)! ¡En la próxima parada os saco del tren, hijos de puta!” El tipo, lógicamente, viene a por mí librándose de las débiles manos femeninas. Pero como me quedo quieto, él mismo se frena. Esta es una muy buena táctica para evitar peleas. Cuando alguien viene como un victorino… ni correr ni enfrentarle: quedarse quieto y en posición defensiva. Recula y se va con las féminas. Voy a por ellos, para que aceleren su marcha y para que los bozaleros sepan quien manda. Y añado, para mi divertimento: “¿Creéis poder agredirme sin motivo?”. “No te hemos agredido”, me dice la mujer, en un arresto de psicopatía gallarda que aplaudo y me sorprende. “¿Qué no me habéis agredido tirándoos a por mí por no poder llevar bozal? ¿en vez de cuidar de los enfermos los queréis matar? ¡largo de aquí os he dicho, me cago en Dios!” Se van al último vagón corrido, pero todavía a mi vista (y yo a la suya). Esto último se lo digo a la hija, pues tiene unos ojos bonitos y está buena. No para de decir: “perdón, perdón” a mí, y “déjalo ya, siempre igual!” a su padre. Podría haber sido el inicio de una bonita historia de amor, pero no me va la zoofilia.

Me siento, cabreado. Y sigo diciendo en alto que no me toquen los cojones. Aprovecho que tengo una lata de cerveza y una pelotilla de papel albal de un emparedado previo que me hice en casa y comí en el puto tren; para levantarme 2 veces seguidas a tirar ambas cosas a la papelera, mientras me seguía cagando en todo, dando hostias a los respaldos de asientos vacíos e inanes, y la gente no dejaba de mirar de reojo a ese tipo sin bozal. Ya no me veían como víctima, sino como victimario.

Un día más en la oficina.

Como dije antes: no hay nada nuevo bajo el sol. Y yo llevo gafas de sol. Cuidado conmigo.