Archivo de fumador pasivo

ARTÍCULO: ¿Por qué no se prohíbe el tabaco?

Posted in ARTÍCULO-INSULTO with tags , on junio 21, 2021 by César Bakken Tristán

Queridos niños, cuando yo tenía vuestra edad los adultos, esos seres (en su inmensa mayoría) nauseabundos nos daban cigarrillos de chocolate, exactamente igual que los de verdad y de las mismas marcas. Y los nenes “fumábamos” como los adultos, pero sólo jodiéndonos la salud por el exceso de azúcar, fomentado sobremanera con el “alimento de los campeones” (mi vídeo sobre el Cola-ko, aquí) y los refrescos, encima, carbonatados.  Pero me centro en la mayor causa de muertes “inducidas”, es decir: no generadas por enfermedades humanas inherentes a nuestra condición mortal o por actividades industriales y consumo de productos indispensables para la vida humana. EL PUTO TABACO.

La principal razón obvia de que no se prohíba y encima se fomente su consumo (ahora de manera publicitaria más indirecta, ya no como lo de los cigarros para nenes, todos los actores y personajes infantiles fumando, hacer creer a los hombres que “eran más hombres” si fumaban y a las mujeres que “eran más mujeres, con el accésit de libertad feminista y empoderamento” si fumaban) es el puto dinero. OBVIO. Negocio redondo para la industria tabacalera y para los Estado que trincan ingentes cantidades de pasta en impuestos.

Pero luego hay otras muchas razones como FARMAFIA que vende miles de productos asociados a las enfermedades que provoca el tabaco. Los matasanos, que tienen clientes por doquier gracias al tabaquismo (los pacientes no existen, estos hijos de puta funcionarios de bata blanca en su mayoría – pues hasta los galenos privados trabajan en el sector público – nos ven como clientes y por eso nos necesitan enfermos, y qué mejor que el tabaco para esto. La puta tele y los putos publicistas, que se forran con los anuncios de tabaco, aunque desde hace años por lo menos se lo tienen que currar más, porque ahora suele ser publicidad indirecta o subliminal (que es ilegalísima y por eso se usa tanto… ¡ay! ese MK Ultra…).

Y hay otro factor que suele pasar desapercibido para el vulgo, porque el vulgo es gilipollas: el factor socializador. Es decir: “vamos a echar un cigarrito”. Nada como crear un nexo de unión entre borregos para que el rebaño sea dócil y uniforme a más no poder. Y luego está el asunto del control social al enfermo por tabaquismo, ya que el poder psicológico del tabaco es brutal y muchos “mejoran su vida, se relajan, piensan, ríen y etc.” gracias al cigarro, y si se lo quitas se montaría la III Guerra Mundial.

En resumen: que el producto más nocivo para el ser humano es el más permitido. Pero llegar al nivel que ya he comentado en este BLOG, de estar por encima de LA MAYOR PANDEMÍA DE LA HISTORIA… esas miras no las tenían ni tabaqueras ni Estados, ni matasanos ni farmafiaceúticos hasta hace año y medio… Ya imagino a los políticos que firmaron la ley por la cual los estancos eran lugares esenciales durante el confinamiento y luego exención para el uso de bozal a los fumadores… me los imagino diciendo: “¡joder, nos estamos pasando con estas normas, nos van a cortar los cojones y el pueblo va a darse cuenta de la PLANdemia y de que les queremos siempre enfermos!” ¡Pero qué va!  La insondable estupidez del vulgo se ha encargado de que los enfermos de tabaquismo sean covidiotas y se bajen el bozal sólo para fumar… ¿No querías café?, pues toma 2 tazas.

La mezcla entre tabaquismo y congojavirus ha parido un nuevo ser humano: el gilipollas absoluto, el siervo irredento del NOM. Porque hasta hace año y medio, cualquier fumador solía reconocer que el tabaco es malo, pero que a él le sienta bien, que “mi abuelo fumó 3 paquetes al día durante más de 80 años y ni tosía” y etc. de gilipolleces. Pero ahora han descubierto que tienen ventajas y súper poderes sobre los demás, pues al ser fumadores gozan de privilegios sociales y una clara supremacía sobre sus semejantes ¡les pueden echar el nocivo humo en la geta y, encima, disfrutar de ventajas ciudadanas! Sobre la barbaridad que nos hacen a los no fumadores, recomiendo este vídeo breve mío. Cebar a los animales para luego tener más kilos que comernos y a los peces para pescarlos fácilmente… una broma comparado con lo que les hacen a los fumadores. La putada es que cuando cebas a un pavo, los gorriones no sufren las consecuencias… ¿pero qué pasa con los fumadores pasivos? No sólo morimos y tenemos graves problemas de salud por culpa de los fumadores… sino que fomentamos toda esta aberración con nuestros impuestos. ¡Somos esclavos de los siervos del NOM! a-c-o-j-o-n-a-n-t-e.

Sois una especie animal muy imbécil y muy psicópata, humanos. Perdido en un monte desconocido, de noche, con tormenta, sin alimentos, agua ni luz… me siento 1.001 veces más seguro que en cualquier ciudad o pueblo grande del mundo, malditos extraviados mentales y criminales, que es lo que sois. Tenéis menos conocimiento que el que asó la manteca, pero muchísimo menos, fumadores.

INTERESANTE VÍDEO ME ENVÍA MI AMIGO LUYS COLETO, A COLACIÓN DE LA MAFIA TABAQUERA Y, POR AÑADIDO, ESTATAL Y LOS MATASANOS QUE SE VENDEN COMO PUTAS A CUALQUIERA QUE ATENTE CONTRA LA SALUD… PERO LES PAGUE POR OCULTARLO:

ARTÍCULO-vídeo: «Fumador pasivo. Antes del congojavirus ya estábamos fatal (vídeo III y IV)».

Posted in ARTÍCULO-INSULTO with tags , on mayo 12, 2020 by César Bakken Tristán

LEER EN: «El Correo de Madrid»: https://elcorreodeespana.com/opinion/206072686/Fumador-pasivo-Antes-del-congojavirus-ya-estabamos-fatal-video-III-y-IV-Por-Cesar-Bakken-Tristan.html

Antes del congojavirus había 3 tipos de fumador pasivo, siguiendo a la RAE:

 

pasivo, va

 

Del lat. passīvus.

  1. adj. Que implica falta de acción o de actuación.
  2. adj. Dicho de una persona: Que deja obrar a los demás o permanece al margen de una acción.
  3. adj. Dicho de un haber o una pensión, o de un derecho: Que son disfrutados por algunas personas en virtud de servicios que prestaron.

 

 

  1. El no fumador que se traga el humo del fumador y le da igual.
  2. El no fumador que se traga el humo del fumador y, aún jodiéndole, no le dice nada al fumador sin civismo.
  3. El fumador que, le eche o no el humo al prójimo, disfruta de más derechos que él, como la atención sanitaria pública, personal o telefónica, derivada del tabaquismo.

Pero como lo malo nunca desaparece y se retroalimenta con otras maldades adyacentes, la crisis del congojavirus ha creado una 4ª acepción de “pasivo” y, por lo tanto de “fumador pasivo”:

  1. El no fumador que se traga el humo del otro y ve como los estancos             permanecen abiertos, mientras la mayoría de negocios no…

 

Cada vez es más difícil vivir cívicamente, no por cuestiones morales o de conducta adecuada en sociedad, sino porque los no cívicos tienen tantos, pero tantos derechos que cualquiera pensaría que estamos viviendo en Pandemónium (la capital imaginaria del reino infernal, que para mí es tan real como la vida misma)

VÍDEO- llamada:

https://www.youtube.com/watch?v=WCbmTKLfsSk

VÍDEOPOEMA:

https://www.youtube.com/watch?v=Gw6zF_bqZkk