Archivo para Microbiology & Infectious Diseases

LUYS COLETO: Tras inyectarse la “vacuna” de Pfizer, Alzheimer a la vista, otras enfermedades neurodegenerativas, además de graves daños cerebrales.

Posted in © LUYS COLETO Non Serviam with tags , on mayo 12, 2021 by César Bakken Tristán

Otro destrozo más, más efectos adversos. Un nuevo informe revela que el matarratas transgénico de Pfizer/BioNTech provoca trastornos neurológicos a largo plazo como el Alzheimer y la enfermedad de Lou Gehrig.

Con la “vacuna”, de humano a posthumano

Publicado en la revista Microbiology & Infectious Diseases, el artículo revela que la “vacuna” transgénicas de Pfizer tiene el potencial de inducir enfermedades basadas en priones, que según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) son enfermedades neurodegenerativas que dañan el gravemente el cerebro.

“Las actuales vacunas contra el SARS-CoV-2 basadas en el ARN fueron aprobadas en Estados Unidos mediante una orden de emergencia sin pruebas de seguridad a largo plazo”, revela el informe, en referencia a la tecnología de ARN mensajero (ARNm) en las vacunas que nunca antes se había administrado a los seres humanos( y recordemos cuantas veces sea necesario que la tecnología del ARNm altera y modifica irreversiblemente el sacrosanto ADN humano, convirtiendo lo que antes era un ser humano en un híbrido asimilándose a una quimera: las proteínas genéticamente modificadas – OGM-  de Pfizer utilizadas se integran en el genoma humano donde se instalan de forma permanente, sin vuelta atrás una vez que has sido inoculado)

Esto es confirmado por la National Library of Medicine que ha determinado que el impacto del ARN mensajero es definitivo. Por lo tanto, cualquier persona que reciba una inyección experimental de ARNm, grosso modo, semeja cobaya humana que corre un enorme riesgo.

“La secuencia de ARN de la vacuna, así como la interacción con el objetivo de la proteína de la espiga, se analizaron para determinar el potencial de conversión de las proteínas de unión al ARN intracelular TAR DNA binding protein (TDP-43) y fusionada en el sarcoma (FUS) en sus conformaciones priónicas patológicas”, continúa explicando el informe.

La TDP-43 es la proteína responsable de la demencia, de la ELA y de la enfermedad de Alzheimer. Asimismo, la proteína FUS está relacionada con la ELA y a los temblores esenciales hereditarios, según la Base de Datos del Genoma Humano.

¿Se ha vacunado contra la espectral Covid-19?  Demencia a la vista, pues

El propósito del experimento era ver si estas dos proteínas nocivas se integran o no en el ADN humano, quehacer que realiza la tecnología de ARNm. Constató que el componente de ARNm de Pfizer “tiene secuencias específicas que pueden inducir el TDP-43 y el FUS a plegarse en sus confirmaciones de priones patológicos”.

En otras palabras, la inyección tiene el potencial de absorber proteínas peligrosas y patógenas en el ADN humano. Con el matarratas de Moderna, semejante.

“El hallazgo adjunto, junto con los riesgos potenciales adicionales, llevan al autor a creer que la aprobación reglamentaria de las vacunas basadas en el ARN para el SARS-CoV-2 fue prematura y que la vacuna podría causar muchos más daños que beneficios“, concluye el informe. Con rúbrica final. “La vacuna podría ser un arma biológica e incluso más peligrosa que la infección original“. En fin.